GRUPO TENDENCIA

Alberth Bravo, en cuerpo y alma hacia la meta

Alberth Bravo, en cuerpo y alma hacia la meta

https://www.tendencia.com/2012/alberth-bravo-2/

Alberth Bravo, en cuerpo y alma hacia la meta

Perfiles

1 octubre, 2012
Dondyk+Riga

DONDYK+RIGA

En la pista se depende sólo de la fuerza interna y una férrea determinación. Fue justamente esa individualidad del atletismo la que atrapó a Alberth Bravo hasta convertirlo en su proyecto de vida. El joven oriundo de los Puertos de Altagracia nunca soñó con ser deportista, lo cautivaba el mundo digital de los videojuegos y las computadoras, pero una de sus primeras entrenadoras le sugirió probar el atletismo al ver en su imponente estatura de metro noventa y ocho centímetros una condición física ideal para esta disciplina. A los dieciséis años Alberth se mudó a Maracaibo y comenzó un entrenamiento que dio frutos y pronto se ubicó en el tercer puesto del ranking mundial juvenil en salto alto. Las competencias de velocidad iniciarían una nueva etapa en su carrera. Su desempeño en el Campeonato Iberoamericano de Atletismo le aseguró el cupo a las Olimpiadas Londres 2012 tanto en la competencia individual como en el relevo. El velocista ha recibido en dos ocasiones el premio Mérito Deportivo Luis “Lucho” Moreno, máximo galardón otorgado a los atletas zulianos, pero no se deja impresionar por los reconocimientos. El triunfo lo asume como la satisfacción de ver que su trabajo da resultados: “los campeones nacen de las ganas, la dedicación y el esfuerzo para alcanzar las metas”. Los obstaculos aparecen cada día pero Alberth no decae siguiendo las enseñanzas de su madre: “hay que esforzarse al máximo, está prohíbido decir: ‘no puedo’. En el vocabulario no existen esas palabras”. Su carrera lo lleva a destinos como Brasil y Bulgaria, aunque está lejos de su hogar, cuenta con el apoyo de su segunda familia: sus compañeros y entrenadores. Cuando no está prácticando disfruta del cine y de la música de Calle 13. Sueña con competir junto al medallista olimpico Jeremy Wariner y conocer al corredor jamaiquino Usain Bolt para comprobar si es tan alto como él. En el futuro, Alberth aspira establecer nuevas marcas en las competencias internacionales, compartir sus conocimientos con las nuevas generaciones y completar sus estudios en Ingeniería en Sistemas en la Universidad José Gregorio Hernández. La excelencia deportiva requirió de un gran sacrificio: estar lejos de su familia, pero su carrera le brinda la satisfacción de acabar con el estereotipo de que su país es sólo rico en petróleo y reinas de belleza, siendo parte de quienes con su esfuerzo demuestran que Venezuela es, también, tierra de deportistas de talla mundial. M.A

Twitter | Facebook