GRUPO TENDENCIA

Gisela Boscán, Arquitecta de memorias pasadas

Gisela Boscán, Arquitecta de memorias pasadas

https://www.tendencia.com/2007/gisela-boscan/

Gisela Boscán, Arquitecta de memorias pasadas

Perfiles

1 marzo, 2007

DONDYK+RIGA

Cuando tenía doce años, Gisela Boscán trepaba un árbol y dibujaba los techos de las casas. Hoy, sobre tierra firme, dibuja un rostro urbano a ciudades completas, como gerente general del Centro “Jacinto Lara”. Este organismo fundado hace trece años en el estado Lara, tiene como misión promover proyectos de mejoramiento de la calidad de vida urbana, de la mano de los entes públicos. Como hechos el uno para el otro, Gisela dedicó su tesis de grado en la Universidad “Rafael Urdaneta” al tema del urbanismo, centrado en su comunidad de La Concepción. Al poco tiempo de graduada vio su sueño hecho realidad, como responsable del diseño y ejecución de la Plaza Bolívar de esta parroquia. Gisela había cumplido su rol de ciudadana, que es el que la ha inspirado a lo largo de su carrera: “El proceso de hacer ciudad no es sólo del arquitecto; como ciudadana, privan mucho las ganas de ser útil”. No dudó un minuto al enterarse de lo que se gestaba en Barquisimeto con la fundación del Jacinto Lara y, junto a su familia, se estableció allí, luchando en medio junto a un equipo multidisciplinario en pro de la recuperación de los sitios públicos, especialmente del patrimonio histórico. “El patrimonio es el corazón de una ciudad”, y sin descanso en su gestión no sólo se estructuró un organismo dedicado al hábitat, la herencia y la ciudadanía, sino que gracias a éste se impulsó la revitalización del centro histórico barquisimetano. Mediante un inteligente proyecto de iluminación de edificaciones patrimoniales, se le devolvió a la ciudad su historia, develando rincones y funciones escondidas tras la oscuridad. En colaboración con el Instituto de Patrimonio Cultural, Gisela ha activado la dinámica entre la identidad alojada en obras de siglos pasados y la sociedad actual, promoviendo ante el gobierno restauraciones y la reactivación de espacios: la recuperación de la Vela de Coro, la casa de Eustoquio Gómez, la memoria popular: “El esquema del arquitecto tiene que doblegar ante el lenguaje del edificio patrimonial”. Este lenguaje lógico y perdido despierta la sensibilidad de una ciudadana que a través de la arquitectura asiste a su entorno, planifica mejores formas de vida y les cuenta en letras de piedra sobre su pasado, protagonista del presente. E.R.