GRUPO TENDENCIA

Joker. Nadie para de hablar de él

Joker. Nadie para de hablar de él

https://www.tendencia.com/2019/joker-nadie-hablar/

Joker. Nadie para de hablar de él

CineEntretenimiento & Cultura

El fenómeno protagonizado por Joaquin Phoenix es el éxito taquillero del año, despertando cientos de opiniones encontradas de críticos, la audiencia e incluso organizaciones sociales que se alarman por el contenido crudo y violento de la súper producción.

11 octubre, 2019

La crítica palideció desde que la producción fue galardonada en el festival de Venecia, un augurio de que el largometraje dirigido por Todd Phillips se convertiría en un hecho sin precedentes ante quienes insistieron en calificarla como «una película de superhéroes» más allá de eso, se ha consolidado como el éxito taquillero del año, consiguiendo adeptos y detractores que coinciden en el desgaste de emociones que representa la trama, involucrando de cerca al espectador con el arco de transformación del protagonista.

Todo parece indicar que el camino hacia el OSCAR está recorrido, pero las polémicas opiniones en torno al lenguaje narrativo de la entrega hacen dudar a más de un experto, pues la película es la combinación de drama, violencia y una cruda crítica social, precisamente estos elementos la convierten en el tema del mes en portales web, blogs y famosos. Recientemente se han dado a conocer detalles de la preparación de Phoenix para el personaje, escenas eliminadas e incluso la supuesta «molestia» de Jared Leto quien en otrora también personificó al personaje.

Pero la conflictividad de las sociedades del mundo y el ascenso de la violencia es una gran preocupación que para los más ortodoxos llama poderosamente la atención sobre la posible nominación de «Joker» a los premios de la Academia, nadie duda de la magistral actuación de Joaquin Phoenix, el increíble poder narrativa y la excelente dirección fotográfica, pero el contexto es polémico y auténtico, indicadores de riesgos que hacen honor a la arriesgada producción que hoy tiene al mundo del entretenimiento a sus pies.