GRUPO TENDENCIA

Rayma, entre broma y broma la verdad se asoma

Rayma, entre broma y broma la verdad se asoma

http://www.tendencia.com/2012/rayma/

Rayma, entre broma y broma la verdad se asoma

Perfiles

1 julio, 2012

CAMACHO, Álvaro

Sus caricaturas son un espejo que refleja cómo somos y cuánto nos falta para llegar a ser mejores. Por medio de la risa nos invita a la reflexión. Su musa es el caos que nos rodea, las ocurrencias del venezolano común, la vida en el trópico y las ironías de la política. Con colores, siluetas y frases ingeniosas, Rayma Suprani entra a la psiquis de sus compatriotas para hablarse de tú a tú desde las páginas del Diario El Universal. Las caricaturas han sido su manera de expresarse desde niña. En sus cuadernos de colegio están sus primeros trazos y en la Mafalda de Quino su ejemplo a seguir. “Empecé a comunicarme con el mundo haciendo caricaturas. Desde muy pequeña es lo que siempre me ha acompañado. Leía muchas comiquitas del periódico, pues era el pedazo que nos dejaban a los niños para leer, y me encantaban”. Ingresó a la escuela de Comunicación Social de la UCV con la intención de cursar publicidad, sin embargo, el periodismo terminó por enamorarla. “Es una ventaja haberlo estudiado, no necesariamente porque el caricaturista debe ser periodista, porque hay muchos colegas que no lo son y hacen muy buenas caricaturas, pero el periodismo me ha ayudado a jerarquizar la noticia, a crear caricaturas con ideas que engloben posibilidades y amplíen la creatividad”. Para Rayma el humor es tan esencial como el aire que respira. Es un punto de encuentro que desnuda problemas y que a la vez es una válvula de escape para que las sociedades no revienten: “Con humor llegas a sitios donde a veces es muy difícil llegar. Hay temas que son muy dolorosos y el humor se adentra allí, de una manera fácil y fresca”. Su apellido Suprani es un indicio de las raíces europeas que existen en su familia. Sus bisabuelos llegaron a Venezuela provenientes de Italia huyendo de la guerra y el fascismo: “Yo vengo de una mezcla: mi abuela, venezolana y mi abuelo, italiano. Soy como muchos venezolanos que tenemos ese complemento hermoso de venir de otras culturas y sumarla a la que hemos aprendido en esta tierra que hemos tomado como nuestra desde el primer tetero”. Para Rayma la Venezuela ideal es plural e incluyente; en ella sus habitantes gozan de paz, viven tranquilos, salen a las calles con la seguridad de que volverán sanos y salvos a sus casas. “Admiro al venezolano común que padece de los grandes defectos del poder y los egos de los líderes porque ellos, pese a todo, mantienen una idea democrática y aguantan ese mundo que se le viene encima con una sonrisa”, asegura Rayma, tal vez sin saber que muchas de esas sonrisas se deben en gran parte al humor de sus caricaturas. A.B.

Website | Twitter | Instagram | Facebook