GRUPO TENDENCIA

Sonda Cassini, una aventura en los anillos de Saturno

Sonda Cassini, una aventura en los anillos de Saturno

http://www.tendencia.com/2017/sonda-cassini-una-aventura-los-anillos-saturno/

Sonda Cassini, una aventura en los anillos de Saturno

ActualidadMundo

Luego de dos décadas de investigación espacial, la sonda de la NASA culmina sus actividades explorando los anillos del enorme planeta, para luego estrellarse en él.

14 agosto, 2017

La sonda Cassini fue el primer –y único– satélite artificial en explorar la superficie de Saturno. Luego de su lanzamiento en 1997, le tomó siete años llegar al planeta gaseoso, donde pasó 13 años orbitando con sus lunas para recabar toda la información posible. A 30 días de su misión suicida, Cassini aún tiene preguntas pendientes.

Este lunes 14 de agosto, la sonda realizó uno de sus primeros viajes en la atmósfera de Saturno, reconocida por su hostilidad, con el objetivo de comprender la composición química del mismo y la manera en la que funciona su campo magnético.

Por medio su trabajo en el espacio, la Nasa ha permitido reconocer el potencial prebiótico que representa Titán, una de las lunas de Saturno. La comunidad científica ha prestado especial atención a estos datos encontrados, puesto que significa que hay un lugar, además de la tierra, con un ciclo hidrológico aparentemente estable. El principal detalle: Titán tiene una atmósfera similar a la de la tierra antes del inicio de la vida en ella.

Nombrada Misión Cassini, este proyecto está encabezado por la Nasa, agencia espacial estadounidense, y respaldada por la agencia espacial europea e italiana. En 2008 debía finalizar sus labores, pero los expertos consideraron que la sonda era capaz de seguir enviando información a la tierra. Y no se equivocaron, sus funciones siguieron por nueve años después.

Pero en abril de 2017, empieza a quedarse sin combustible. La Nasa decidió que este año sería “el gran final” de la misión, sumergiendo la sonda entre los anillos de Saturno, para intentar comprender mejor la composición del astro. En septiembre de 2017, y luego de recolectar suficiente información, el satélite será lanzado a la atmósfera del cuerpo celeste, para evitar que colapse con Titán al quedarse sin gasolina. Como la atmósfera es gaseosa, se espera que Cassini se desintegre, ya que no habrá un impacto, lo que evitaría chocar con las lunas de Saturno, las cuales podrían albergar vida microbiana.