GRUPO TENDENCIA

Donna Bendahan, Café con aroma de mujer

Donna Bendahan, Café con aroma de mujer

http://www.tendencia.com/2007/donna-bendahan/

Donna Bendahan, Café con aroma de mujer

Perfiles

1 marzo, 2007

DONDYK+RIGA

Quien se acerque a Sherbrooke Café, el nuevo punto de encuentro en el Lago Mall, seguramente la encontrará sentada, conversando con alguno de sus clientes, o sumergida en una danza frenética, de mesa en mesa, comprobando que todo esté perfecto. Pese a su imponente altura y ese cuerpo que refleja años de disciplina en un gimnasio, la mayor virtud de Donna Bendahan es su sonrisa. Gracias a ella se ganó el corazón de Maracaibo mientras trabajó durante años en una reconocida pastelería de la ciudad, y gracias a ella pudo hacer realidad el café de sus sueños: “Cada vez que pasaba por este local me hacía click, veía su potencial. Lo pensé mucho y al final terminé tomando la decisión casi por impulso. Pienso que las oportunidades te pasan por delante y no debes desaprovecharlas. Toda mi vida se ha basado en la disciplina, la constancia y el amor. Eso fue precisamente lo que di de mí para poder abrir Sherbrooke”.

La historia de Donna está construida con estampas de diversas culturas. De padre marroquí y madre española, nació en Canadá y estudió Psicología en Israel. Por eso, cuando uno toma la carta encuentra desde las más particulares infusiones hasta los sandwiches más suculentos, donde el curry se conjuga con el pesto, y el salmón con el chutney de mango: “Mi idea fue crear un oasis que reflejara mi personalidad. Pensé en todo lo que me gustaría encontrar en un lugar: un buen sandwich, una exquisita ensalada y mucho café. Siempre con la visión de ofrecer alternativas saludables”. La arquitecta Liza Suchar entendió perfectamente el ambiente que Donna quiso crear y bajo esa premisa concibió los espacios de Sherbrooke Café, cuyo nombre está inspirado en una famosa calle de Montreal, que alberga los mejores cafés y restaurantes, y que durante años acogió a esta canadiense con corazón de maracucha. Tras este gran logro, lo que le espera a Donna Bendahan es la consolidación y el desarrollo de lo que promete convertirse en su negocio familiar: “Mi hijo mayor quiere ser chef y el menor aspira a convertirse en contador. Mi meta es trabajar para poder abrir otro Sherbrooke junto a ellos, manteniendo la calidad con la que éste empezó. Los primeros días me pellizcaba, pues no podía creer que este café fuera mío. Hoy estoy convencida que lo que estoy viviendo es sólo el comienzo”. C.W.